SIGNOS Y SÍNTOMAS DEL INICIO DEL PARTO

SIGNOS Y SÍNTOMAS DEL INICIO DEL PARTO

El parto es una simbiosis perfecta entre cuerpo y  mente. Puede comenzar de diferente maneras: con contracciones, rompiendo la bolsa amniótica… la duración del parto y el proceso es individual en cada mujer.

El inicio del parto suele ser un inicio lento, progresivo y sin unos síntomas muy definidos. Muchas de las consultas que atendemos en las urgencias de los paritorios, son mujeres que están comenzando sus primeras contracciones y no saben si están o no de parto. Por ello aquí explico los diferentes inicios del parto.
El proceso de parto puede empezar de varias maneras:

1. PRÓDROMOS DE PARTO ó inicio de pequeñas e irregulares contracciones:
Es un periodo en el que aparecen molestias tipo cólico de regla, en la zona lumbar y/o abdominal. Suele comenzar con molestias leves e inespecíficas.
Estas molestias o contracciones, pueden ir aumentando tanto en frecuencia (siendo cada vez más frecuentes) como en intensidad a lo largo de las horas, o mantenerse unas horas igual e ir desapareciendo poco a poco. Lo que se suele recomendar una vez que aparecen estas primeras contracciones es, observar cada cuanto tiempo vienen, si son intensas… Si estas contracciones empiezan a ser molestas, cada vez más frecuentes… tumbarse o acomodarse en algún sillón de la casa y observar si con este reposo, van cediendo o aumentando tanto en frecuencia como en intensidad. Si con el reposo van en aumento y son cada vez más molestas, puede que sea el momento de ir al hospital ya que puede ser que el parto esté comenzando, y por esto es conveniente que os valoren en vuestro hospital.
Este fase de pródromos es muy variable en cada mujer y cada parto, y puede durar desde unas horas (dando paso después al proceso de parto propiamente dicho), o hasta días. No es que estéis días enteros con contracciones, sino que durante esta fase, el cuerpo se va preparando para el trabajo de parto, y a lo largo de los días, el útero como un músculo que es, va “entrenándo” y cogiendo tono y fuerza para el parto. Estos días podéis tener periodos de molestias tolerables, estas contracciones suelen ser irregulares, y desaparecer con el reposo o también pueden ir disminuyendo al cabo de unas horas para desaparecer por completo. Estos periodos con contracciones pueden repetirse a lo largo de los días, teniendo por lo tanto, periodos sin contracciones y periodos con contracciones.
Durante este periodo de pródromos, es muy frecuente también que la mujer expulse lo que conocemos como “tapón mucoso”. Es un flujo espeso, de color blanquecino o marronáceo (debido a estas pequeñas contracciones) que aparece en los últimos días de embarazo. Lo que indica es que el proceso del parto está cerca. Muchas mujeres acuden a urgencias asustadas al ver que expulsan este “tapón”. Simplemente saber que es algo normal, y que indica que el inicio del parto está cerca.

2. ROTURA PREMATURA DE MEMBRANAS: Un 10% de los partos comienzan de esta manera. En este post hablo de la rotura prematura de membranas que se produce a partir de la semana 37 de embarazo. La rotura prematura de membranas lo que significa es que se rompen las membranas de la bolsa amniótica de forma espontánea y por lo tanto, se comienza a expulsar liquido amniótico al exterior. Esta rotura puede ser repentina y abundante con lo que la mujer nota enseguida que empieza a mojarse. Y otras veces puede ser más sutil, notando mayor humedad de lo normal y una pérdida pequeña pero constante de liquido.
El color del líquido amniótico es un color claro y transparente y tiene un olor característico, pero que no huele mal. Algunas veces puede aparecer ligeramente rosado. Esto es debido a la rotura de pequeños vasos provocada por algunas contracciones.
Por tanto, si empezáis a notar que os mojáis, hay que acudir al hospital para que os valoren y poder confirmar si la bolsa amniótica se ha roto. No es una situación de urgencia, por lo tanto podéis preparar vuestra maleta del hospital, relajaros con una ducha, etc, y después acudir a vuestro centro hospitalario.
En caso de que el color del líquido amniótico sea un color, oscuro, verde, marrón e incluso espeso, es importante que acudáis al hospital sin esperar.
Una vez en el hospital y para confirmar si se ha roto la bolsa o no, el ginecólogo puede realizar varias pruebas diagnósticas. Ninguna de ellas, dolorosa. Son éstas:

  • Una sencilla observación: Muchas veces se ve directamente la salido de liquido amniótico.
  • Exploración vaginal y realización de una prueba sencilla para detectar liquido amniótico: En los casos en que no se vea directamente la salida de liquido, se realizará una prueba en la que sencillamente hay que coger con un pequeño palito o hisopo una muestra del flujo vaginal. Y la exploración vaginal para valorar las características y dilatación del cuello uterino.
  • Ecografía abdominal: para valorar la cantidad del liquido amniótica intrauterino.

Además de estas pruebas diagnósticas, vuestra matrona os realizará también un monitor de bienestar fetal para controlar el estado del bebé y saber si hay contracciones o no.
Después de realizar las pruebas, si se confirmara la rotura de membranas, es criterio de ingreso hospitalario. Dependiendo de la exploración, condiciones de dilatación del cuello uterino, y estado del bebé se manejará la evolución del parto de diferentes maneras. Os las pongo aquí, explicándolas en otros post diferentes para que se entiendan mejor:

– Evolución espontánea. Si todo es normal, se confirma que hay bolsa rota, existe una exploración favorable del cuello y la mujer ya tiene de manera espontánea contracciones regulares pero aún no esta de parto, se puede dejar evolucionar de manera natural esas contracciones, ya que antes de las 24 horas se desencadena el parto de forma espontánea en un 68% de los casos.

– Inducción del parto: Si todo es normal, se confirma bolsa rota y la exploración el cuello uterino es muy desfavorable, se pueden utilizar diferentes medicaciones para que la mujer comience a tener algunas contracciones y de esa manera ayudar al cuello uterino en el proceso de la dilatación.

LA RECOMENDACIÓN DE MI MATRONA ONLINE

El parto es uno de los momentos más importantes en la vida de una persona, pareja, familia, y por supuesto, del propio bebé que llega. Conocer como se puede presentar este momento único, alivia el estrés tanto en la madre como en la pareja, favoreciendo un clima de seguridad, confianza y tranquilidad tan importantes para este momento.
Por esto los profesionales de la obstetricia que acompañamos y asistimos en partos, debemos ofrecer precisamente esto: acompañar, dar apoyo y seguridad, vigilar desde nuestra visión, experiencia y ciencia, que no haya ningún peligro ni para la madre ni para el bebé. Actualmente contamos con la indudable ayuda de la tecnología, pero no debemos olvidar que existen muchos otros factores en la mujer, la pareja, el entorno, que están demostrados que favorecen o no, una buena evolución y vivencia del parto.

Si tienes cualquier duda o necesitas una explicación más detallada sobre el parto, estoy a tu disposición en las Consultas Online.

Feliz día desde Mi Matrona Online.

Otros post

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO EN LAS REDES

Deja un comentario

Your email address will not be published.